Overblog
Editer l'article Suivre ce blog Administration + Créer mon blog
conocer-a-dios-todopoderoso

¿Sabes qué es la encarnación?

Llevamos años creyendo en el Señor Jesús y sabemos que Él es Dios encarnado, pero no comprendemos la verdad de la encarnación, así que si el Señor se aparezca al hombre y lleve a cabo la obra en la misma manera que el Señor Jesús, encarnando en el Hijo del hombre, no podremos reconocerlo, mucho menos recibir Su regreso. Desde aquí, se puede ver que el entendimiento de la verdad de la encarnación está relacionado con el recibimiento del regreso del Señor. Entonces, ¿qué es la encarnación realmente?

Dios dice: “El significado de la encarnación es que Dios aparece en la carne y Él viene a obrar en medio del hombre de Su creación bajo una imagen de carne. Por tanto, para que Dios se encarne, primero debe ser carne, una carne con una humanidad normal; esto, como mínimo, debe ser verdad. De hecho, la implicación de la encarnación de Dios es que Él vive y obra en la carne; Dios se hace carne en Su misma esencia, se hace hombre”.

El Dios encarnado se llama Cristo y Cristo es la carne que se viste con el Espíritu de Dios. Esta carne es diferente de cualquier hombre que es de la carne. La diferencia es porque Cristo no es de carne y sangre, sino que es la personificación del Espíritu. Tiene tanto una humanidad normal como una divinidad completa. Su divinidad no la posee ningún hombre. Su humanidad normal sustenta todas Sus actividades normales en la carne mientras que Su divinidad lleva a cabo la obra de Dios mismo. Sea Su humanidad o Su divinidad, ambas se someten a la voluntad del Padre celestial. La esencia de Cristo es el Espíritu, es decir, la divinidad. Por lo tanto, Su esencia es la de Dios mismo”.

Extracto De “La Palabra manifestada en carne”

A partir de las palabras de Dios vemos que la encarnación es el Espíritu de Dios revestido de carne; el Espíritu de Dios se materializa en la carne con una humanidad y un pensamiento normales, y así se convierte en una persona normal, que obra y habla entre los hombres, tiene una humanidad normal, pero también posee plena divinidad. La plena divinidad significa que todo lo que posee el Espíritu de Dios, el carácter inherente de Dios, la esencia santa y justa de Dios, y Su autoridad y poder, todo esto se materializa en la carne. Esta carne es Cristo, el Dios práctico que ha venido a la tierra para obrar y salvar a la humanidad.

Cristo obra y habla, expresa el carácter de Dios y todo lo que Dios tiene y es en Su carne. No importa de qué forma expresa la palabra de Dios y realiza la obra de Dios, Él siempre lo hace mediante la humanidad normal. Él tiene una carne normal, no es sobrenatural. Esto demuestra que Dios se ha hecho carne, que se ha convertido en un ser humano corriente. Esta carne normal y corriente. Es el Dios práctico encarnado. Gracias a que Cristo tiene plena divinidad, Él puede expresar la palabra de Dios, no sólo enviarla o pasarla. Expresar la verdad en cualquier momento y lugar, proveyendo, regando y pastoreando al hombre, guiando a toda la humanidad. Únicamente debido a que Cristo tiene plena divinidad y posee la identidad y esencia de Dios podemos decir que Él es la encarnación de Dios, el propio Dios práctico.

También podría gustarte: La venida de Cristo

 

Partager cet article
Repost0
Pour être informé des derniers articles, inscrivez vous :
Commenter cet article